Carrera Vertical Eurostars Madrid Tower

El 8 de junio de este año 2019 tuvimos la gran suerte de poder organizar la I Carrera Vertical del Hotel Eurostars Madrid Tower.

Con motivo de su X Aniversario, el Hotel, junto con la colaboración de PwC quería organizar un evento deportivo de altura, y que gran posibilidad la de poder organizar una subida corriendo hasta la planta 50, sumando un total de 1.000 escalones, colocando esta carrera entre una de las de mayor número de escalones a salvar.

La dificultad de esta prueba está sobretodo en superar el calentón que te entra tanto en las piernas como en el corazón, a partir de la 10ª planta, cuando todavía te quedan 40 plantas por ascender.

El tiempo dedicado en realizar la prueba, oscila entre los 7 minutos escasos para el ganador, y los 15 minutos para los participantes más nóveles.

Lo bonito que tiene esta prueba es que supone que es un reto alcanzable, ya que no es como preparar una maratón, en la que se exige una gran preparación.

Para esta prueba también se exige, pero es un reto de corta duración, por lo que si pierdes las fuerzas, puedes cambiar la carrera ascendente, por simplemente subir andando.

Como nos contaba el ganador, Chema Martínez, estas pruebas son difíciles de preparar de forma específica, pero si se quiere participar y hacerla bien, por su puesto hay que entrenar las escaleras, y la fuerza en las piernas.

 

La carrera estuvo amenizada desde el principio por un desayuno por parte del Hotel, para que todos los participantes pudieran coger fuerzas para afrontar la subida hasta la planta 50.

La salida se realizó de uno en uno, y con una diferencia de 60″ entre cada participante, para que así cada uno pudiera realizar el ascenso, sin la preocupación de que otro participante pudiera entorpecer la marcha.

 

 

La carrera masculina la ganó el atleta Chema Martínez, y la femenina, la triatleta Zuriñe Rodríguez, con un tiempo de 7:38 y 9:43 respectivamente.

Norberto de León, director del Hotel, repartió uno a uno las medallas de finisher de la I Carrera Vertical, que él mismo participó y sufrió en sus piernas.

 

Sin duda un evento corporativo “de altura” que tuvimos el honor de organizar.

Estamos necesitados de eventos así, en los que las empresas quieran generar visibilidad, a través de eventos deportivos diferenciadores.